Alopecia

Consejos y remedios caseros contra la caida del cabellos que afecto tanto a hombre como a mujeres.

¿Por qué perdemos pelo?

Es común preguntarse por qué algunas personas conservan el cabello hasta una edad avanzada, mientras que otras comienzan a perderlo cuando aún son jóvenes. Para la mayoría de los hombres que pierden el cabello antes de lo deseado, la respuesta es genética.

 

Caída del cabello y alopecia temprana

La caída del cabello, al igual que el color de ojos, es un rasgo hereditario. Si durante la gestación los genes responsables de la caída del cabello se encontraban presentes, provocaron que los folículos pilosos de la parte superior de su cabeza fueran sensibles a la hormona dihidrotestosterona, o DHT. Estos folículos quedaron, desde entonces, predispuestos a debilitarse durante la vida adulta.

Una vez que este proceso genético comienza, continúa durante toda la vida. A medida que los cabellos producidos por folículos cada vez más débiles se vuelven más finos, pierden su capacidad de alcanzar un largo normal. De esta forma, el proceso avanza hasta convertirse en calvicie cuando los folículos finalmente detienen por completo la producción de cabello. Los genes que provocan la caída del cabello pueden incluso no manifestarse durante varias generaciones y, además, ser extremadamente aleatorios en cuanto a los hermanos a los que afectan.

Si bien la predisposición genética es importante, no es el único que factor que determina una caída excesiva o masiva del cabello y la misma puede ser temporal o definitiva. Entre otros factores que deben considerarse se hallan:

  • Mala, escasa o desordenada alimentación: Todo el cuerpo sufre las consecuencias de este factor, y el pelo no es ajeno a sus influencias.
  • Atarse el cabello, con “colitas”, “gomitas” o pinzas de mucha presión, son elementos que producen una caída del cabello demoninada “alopecia por tracción”.
  •  Calor excesivo, como los baños de crema con calor, y el secado del pelo con aire caliente, produce daños en los folículos del pelo y la consecuente debilitación y caída.
  •  El haber estado enfermo a raíz de una infección, gripe, y la fiebre son causas causa de que cierta cantidad de pelo caiga temporalmente en los meses siguientes.
  • Haber atravesado una situación de riesgo, el stress diario o debido a un hecho significativo en nuestras vidas, puede producir una caída temporal o definitiva.
  • El tratamiento con quimioterapia produce caida de cabello casi de manera inmediata, aunque bien el pelo se recupera al fin de dicho tratamiento.
  • Enfermedad tiroidea. Tanto una glándula tiroides poco activa, o bien hiperactiva, suele ocasionar caida de pelo. Esta anomalía se diagnostica a través de sintomatologías clínicas, más análisis de laboratorio, y debe ser tratada con remedios correspondientes.
  • La carencia de hierro en el organismo, o Anemia ferropénica, produce caída del pelo tanto en hombres como en mujeres, pero suele darse principalmente en mujeres a raíz de períodos de menstruación prolongados y/o de abundante pérdida. Se corrige con buena alimentación rica en hierro.

Es importante entender que en muchos casos los métodos popularmente difundidos para la conservación del cabello, como recetas caseras o medicamentos infalibles carecen de fundamentos certeros.