Consejos para prevenir esguinces de tobillo

Siempre se asocian las lesiones a practicar algún deporte, sin embargo, los esguinces de tobillo son bastante comunes tanto entre la población que practica regularmente deporte como la que no lo hace. A continuación se muestran unos consejos para prevenir los esguinces de tobillo:

  • En caso de tener un esguince mal curado, para evitar recaídas, se debe reposar el tiempo recomendado por el médico y guiarse por las indicaciones del fisioterapeuta a la hora de pautar los ejercicios a seguir. Si se fuerza mucho es muy probable que los tendones no terminen de curarse y persista un dolor crónico e incluso que esa zona del tobillo quede debilitada.
  • Es muy importante intentar caminar o realizar cualquier actividad física como normalmente se haría, en caso de persistir las molestias, es un indicador de que quizá es demasiado pronto, pero no debe cambiar su forma de correr o caminar para que no le duela.
  • Entrenar los músculos del tobillo para fortalecerlos es una buena idea, ya que ayudará a que en caso de golpes bruscos, los tendones estén preparados.
  • Normalmente cada persona tiene una pierna dominante, que usa más que la otra, esto provoca que un tobillo esté más desarrollado, y el otro más débil, es decir, más propenso a lesiones. Para evitarlo se debe entrenar por igual ambas piernas y tobillos.
  • Y para terminar, los famosos ejercicios propioceptivos, que sirven para estresar a los tobillos y de este modo que se fortalezcan y se adapten a ellas. Algunos ejemplos de estos ejercicios serían ponerse a la pata coja (apoyándose en el pie afectado) sobre el suelo y después sobre un cojín, durante unos 30 segundos, realizando variaciones. Consulte a su fisioterapeuta sobre estos ejercicios, pues dependerá del grado de su esguince.
[yasr_visitor_votes size=”medium”]

Leave a Comment: