Consejos para una piel sana

piel sanaLos mejores consejos para una piel sana son:

  1. Protegerse de los rayos solares.

El efecto prolongado a la luz del sol y las radiaciones ultravioletas pueden ocasionar daños irreparables en la piel, llenándola de puntos negros, pecas y hasta aumentando el riesgo de contraer cáncer de piel. Es por ello que, tanto en verano como en invierno, se deben tomar unas sencillas precauciones:

  • Usar protector solar. Especialmente indicado si se posee un tono de piel blanco o muy claro. Este tipo de pieles suelen ser más proclives a notar los efectos de la radiación solar.
  • Evitar las horas de más calor. Entre las 10 de la mañana y las 2 del mediodía, el sol está en su punto álgido, por lo que una sobreexposición a ese calor, especialmente en verano, es muy peligroso para la salud.
  • Usar ropa adecuada. Como se mencionaba en el anterior punto, en caso de tener que desplazarse durante las horas críticas, es una buena idea cubrirse del sol con prendas de algodón (para traspirar mejor) y no dejar al descubierto ni brazos ni piernas. Existen prendas diseñadas exclusivamente para protegerse de los rayos UV.

 

  1. No fumar.

Al fumar, los vasos sanguíneos, que viajan a través de todo el cuerpo, se estrechan, dificultando así el paso de la sangre, esto hace que la piel no reciba suficiente oxígeno, esto lo que degenera es en un envejecimiento prematuro de la piel, notándose la presencia de arrugas. Por si esto fuese poco, el tabaco afecta a las fibras de colágeno y elastina, responsables de que la piel sea resistente y flexible.

Si deja de fumar, no solo su salud física se lo agradecerá, sino que entre otras cosas, su piel tendrá un aspecto más juvenil.

  1. Tratar la piel con cuidado.

 

  • Reducir el tiempo de ducha. Al ducharse con agua excesivamente caliente durante mucho tiempo, se eliminan aceites esenciales para la piel. Lo recomendable son periodos cortos de ducha/baño y con agua caliente, pero no demasiado.
  • Uso de jabones neutros/suaves. Los jabones demasiado potentes pueden eliminar aceites de la piel, por lo que no es recomendado su uso.
  • Afeitarse con cuidado. El uso de cremas de afeitar, lociones y demás, ayuda a proteger y lubricar la piel. Es importante elegir una cuchilla bien afilada y limpia, además de afeitarse en el mismo sentido de crecimiento del cabello, pues si uno/a se afeita a contrapelo, la piel tiende a irritarse más.
  • Toques secos. Después de bañarse, tras el secado, son recomendables unos toques suaves en la piel, para que retenga algo de humedad y que la piel no se seque.
  • Hidratar la piel seca. En caso de tener una piel poco hidratada, es recomendable el uso de un hidratante adecuado para ésta. Para uso diario, le recomendamos un hidratante con protector solar, así cuidará doblemente su piel.

 

  1. Dieta saludable.

Una dieta equilibrada, que contenga muchas frutas y verduras, especialmente aquellas que tengan vitamina C, harán que su piel luzca más sana y por tanto, más bonita.

  1. Evitar el estrés.

Además de efectos en la mente y la capacidad para realizar las tareas cotidianas, el estrés tiene sus consecuencias para la piel, pudiendo hacerla más sensible y facilitar la aparición de acné y otros problemas. Si quiere evitarlo, cambie su estilo de vida, no sólo su mente se lo agradecerá, sino también su piel.

 

[yasr_visitor_votes size=”medium”]

Leave a Comment: